OTOÑO Y SUS ABRIGOS

Por: Yuri Tapia Ando – 26/septiembre/2020

El pasado martes 22 recibimos el otoño, una de las estaciones favoritas de muchos donde vemos caer las hojas de los árboles y disfrutamos de hermosos paisajes y por supuesto, unas lunas hermosas.

Foto: buenoyvegano.com

Como empieza a llegar el frío, muchas marcas de ropa empezarán a lanzar sus colecciones de sacos, chamarras y abrigos, por lo que es muy importante recordar y tomar en cuenta que las prendas que compremos no estén fabricadas con pieles de animales, ya que además de ser una práctica cruel e ilegal, repercute en nuestro medio ambiente, ya que afectamos la fauna y con esto, la biodiversidad y ecosistema de nuestro planeta.

Además de que con la caza de animales se puede llegar a extinguir la especie en cuestión, debemos tomar en cuenta que estas prácticas causan un sufrimiento innecesario a los animales, que como todo ser vivo, siente. Hay animales que son cazados dentro de su hábitat natural, por lo que utilizan trampas, las cuales no los matan inmediatamente, sino que les producen una muerte lenta y dolorosa. En el caso de los animales que son criados, su crianza se da en espacios reducidos y mal cuidados, por lo que sufren toda su vida, para al final ser asesinados por medio de gases, inyecciones, descargas eléctricas, dislocación de cuello, desangrado, etc.

Foto: elpais.com

Otra de las consecuencias que se puede generar gracias a estas prácticas, es la manipulación genética, la cual en caso de que alguna de estas especies manipuladas escape del lugar donde se le tiene, llegue a un hábitat que no conoce y provoque alteraciones en poblaciones silvestres.

Al usar un abrigo de piel, te llevas miles de recursos que pudieron utilizarse para otras necesidades más importantes, ya que para producir un solo abrigo de visón, se utilizan 3.3 toneladas de alimento y 1 tonelada para un abrigo de zorro1, teniendo en cuenta que entre este alimento se encuentra el arenque (género de 15 especies de peces), recurso que poco a poco se ha ido agotando.

Si bien ya de por sí gastar en un abrigo de piel es bastante innecesario, y todo por un lujo de moda, un capricho y un acto de egoísmo para con el planeta, seguir apoyando esta actividad afecta además por la producción de residuos que se generan, ya que los residuos orgánicos que las granjas tiran favorecen la reproducción de microorganismos patógenos y en el caso de los productos de metal que se vierten a las aguas industriales provocan que los ecosistemas acuáticos queden envenenados.

Así que en este frío de otoño no te dejes llevar por la moda, recuerda que hay pieles sintéticas que te servirán al fin de cuentas para lo mismo, y estarás ayudando a nuestro planeta.

Visón europeo.
Foto: elplural.com

1Fuente: animanaturalis.org

A %d blogueros les gusta esto: